Organizar la Formación Programada por las Empresas, antes denominada “formación bonificada”, la cual se encuentra recogida en el Real Decreto-ley 4/2015, de 22 de marzo, puede llevarse a cabo de dos maneras posibles:

  • Organizando la formación de sus trabajadores la propia empresa.
  • Recurriendo a su contratación a través de entidades externas. Cuando la empresa encomiende organizar la formación programada a una entidad externa, ésta será la encargada de contratar a una entidad o entidades habilitadas para la impartición de la formación, salvo que la propia entidad organizadora, además de organizar, tenga la acreditación requerida para impartir formación y/o esté inscrita en el registro de entidades de formación habilitado por la Administración Pública competente.

Tanto la acción de organizar la formación programada como la de impartirla no puede ser objeto de subcontratación, no considerándose como tal, la obligación que tiene la entidad organizadora de contratar a una entidad impartidora ni la necesidad de contratación de personal docente.

Entidades que pueden organizar la Formación Programada

Las entidades a las que las empresas podrán encomendar la organización de la formación programada son las siguientes:

  • Organizaciones empresariales.
  • Organizaciones sindicales.
  • Estructuras paritarias constituidas en el ámbito de la negociación colectiva que cuenten con personalidad jurídica propia.
  • Asociaciones de trabajadores autónomos.
  • Asociaciones de la economía social.
  • Entidades de formación acreditadas y/o inscritas en el correspondiente registro.
  • Otras entidades externas.

Formación Programada INESEM - Cursos y Masteres bonificados

Obligaciones de las entidades organizadoras

Las entidades organizadoras tienen la obligación de comunicar el comienzo y la finalización de las acciones formativas, así como el desarrollo de manera satisfactoria de las acciones formativas, su seguimiento, control y evaluación. Además, deben asegurar la adecuación de la formación realizada a las necesidades formativas reales de las empresas, llevar a cabo la contratación de la entidad de formación acreditada y/o inscrita y facilitar a las empresas para las que organicen la formación la documentación y la información necesaria para la correcta aplicación de las bonificaciones.